GuidePedia

0
La suba del dólar provocó que los productos importados hayan tenido que ser remarcados hasta un 25% en las góndolas de los supermercados, reconoció Elzear Salemma, miembro de la directiva de Capasu.

Los productos enlatados, empaquetados, en polvo, enseres del hogar y electrodomésticos, en su gran mayoría, son importados y sus precios, según el mix de producto, han tenido que ser remarcados hasta en un 25% en las góndolas de los supermercados, como consecuencia de la escalada en la cotización del dólar americano, reveló Elzear Salemma, miembro directivo de la Cámara Paraguaya de Supermercados (Capasu).

Los efectos del movimiento de la divisa norteamericana se vuelven palpables en el bolsillo del ciudadano común, cuando va al súper a hacer las compras para el hogar y se encuentra con la ingrata sorpresa de que, casi todo lo que ve subió de precio. "Es que nuestro país, a pesar de ser un gran productor de alimentos, más del 60% de los productos terminados que consume son importados, principalmente de la Argentina y el Brasil, aunque también, en los últimos años ha ingresado masivamente el rubro de conservantes y aderezos, una gran cantidad de productos de procedencia uruguaya.

En diálogo con ÚH, Salemma admitió que el "efecto dólar" está dando un golpe muy fuerte a este sector del mercado local, porque prácticamente todos sus proveedores de mercaderías ha subido los precios.

"Esta situación con el dólar nos viene en el momento más inoportuno, porque de hecho, vemos un menor movimiento en las ventas y ahora esta situación de la cotización del dólar nos resta atractivo por el precio para atraer a nuestros clientes", manifestó preocupado.

CRÍTICAS. Mirando a futuro inmediato, el directivo consideró que la situación tampoco es alentadora puesto que la tendencia es que la moneda estadounidense -pese a las intervenciones que hace la banca matriz inyectando cifras récord de dólares al mercado- siga incrementando su valor y genere un impacto negativo en los niveles de inflación.

"Estamos ante una situación complicada. Le responsabilizo sobre lo que está pasando en gran medida al Banco Central del Paraguay. No puede salir su presidente (Carlos Fernández Valdovinos) a decir que no le preocupa la suba del dólar, esa es una incitación a la especulación, es un mensaje claro para el mercado, fueron declaraciones absolutamente irresponsables", se quejó Salemma.

Los picos que registró el dólar la semana pasada, incluso hasta G 5.550 a la venta, ponen a los empresarios de supermercados en una encrucijada. Por un lado, el comercio está resentido con menores ventas por un decrecimiento del nivel de consumo y a esto se suma que al renovar el stock de productos en setiembre se tendrá que remarcar precios en una gran cantidad de productos cuyo valor se ha disparado.

"La cosa se está poniendo peor. Es verdad que hay una presión mundial al alza del dólar, pero estos saltos tan fuertes son porque evidentemente se está especulando con la moneda. Este dólar que trepó a 5.500 guaraníes es evidentemente por una demanda artificial, que el BCP tiene que cortar porque no hay límites cuando la especulación arranca", reclamó.

Añadió que a la situación de menor consumo y al disparo del dólar, se le tiene que sumar un viejo problema del cual, admitió, ya pocas esperanzas quedan de una respuesta por parte de las autoridades. "El contrabando hizo disminuir nuestras ventas de aceite comestible y vino en más del 50%, también casi en el mismo porcentaje bajaron las ventas de productos de higiene y limpieza. El comercio formal está siendo golpeado sistemáticamente y mientras tanto, frente a instituciones públicas y comisarías se venden productos de contrabando y nadie hace nada", lamentó.


Fuente: Ultima Hora

Publicar un comentario

 
Top